¿Cómo seleccionar las ofertas de trabajo?

Al empezar a buscar trabajo podemos encontrarnos con el problema contrario al que creíamos que íbamos a tener: hay demasiadas ofertas. Podemos buscar a través de periódicos, bolsas de empleo, portales de Internet… En todos esos medios podemos encontrar cientos de ofertas pero ni podemos contestarlas a todas, ni muchas de ellas cuadrarán con nuestra formación, experiencia y objetivos. Por ello, es necesario saber filtrar las ofertas interesantes y seleccionar las más adecuadas. Para ello es necesario seguir los siguientes pasos:

  • Estúdiate a ti mismo: Es necesario que hayas hecho un análisis de tus cualidades personales y profesionales, así como del tipo de trabajo en el que podrías encajar. Cuanto más seguro estés de estos puntos, más fácil te será seleccionar las ofertas que más se adecuen a ti.
  • Características del empleo deseado: Debes plantearte el rango salarial en el que quieres moverte, el tipo de contrato que estás dispuesto a aceptar, qué tipo de jornada puedes llevar a cabo, la distancia que estás dispuesto a desplazarte… Tener claros estos puntos te ayudará a descartar ofertas que al final ibas a rechazar, por lo que evitarás perdidas de tiempo y esfuerzo.
  • Compara con las ofertas: Una vez tengas claros los primeros puntos, es hora de ponerte a comparar. No tengas miedo a quedarte sólo con unas pocas. Es mejor que centres tus esfuerzos en trabajos que tienes posibilidades de conseguir y en los que te vas a sentir satisfecho que enviar propuestas a todos y acabar frustrándote por ser rechazado o recibir propuestas muy por debajo de tus posibilidades.
  • “Ofertas trampa”: Muchas ofertas que aparecen diariamente y que parecen maravillosas esconden en realidad intentos de vendernos cursos de formación, trabajos de comercial con condiciones laborales pésimas y salarios vergonzosos… No te deprimas si tus primeras respuestas sólo llegan de este tipo de gente. Poco a poco iras captando su estilo de anunciarse y sabrás como filtrarlas.

Una vez seleccionadas las ofertas, pon dedicación y cariño a cada una de ellas. Adapta el curriculum a lo que pueden estar buscando, poniendo énfasis en las características de tu candidatura que te hacen único. Asegúrate de que tu candidatura es diferente a los demás y de que le estás aportando más calidad que la gente que manda cien curriculums diarios. Se constante y paciente y esa dedicación acabará notándose.

Comments are closed.


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR